domingo, 18 de marzo de 2012

Cada pensamiento tiene una frecuencia.

Mer ...  une belle plage
Dios creó el espirítu, la mente y el corazón para que trabajasen conjuntamente y en armonía.

El corazón es energía eléctrica y la mente magnética.

 Los pensamientos enví­an hacía el Cosmos energí­a electromagnética.

Cada pensamiento tiene una frecuencia porque 
es espíritu de creación.