lunes, 24 de diciembre de 2012


Atiende más a la mirada del sabio 
que al discurso del necio. 
Proverbio Árabe.